Ascó I inicia la 24ª recarga de combustible

Ascó, 31 de octubre de 2015. La unidad I de la central nuclear Ascó se ha desconectado de la red eléctrica esta pasada madrugada para iniciar los trabajos de la 24 recarga de combustible de la central. Durante la parada, además de la sustitución de 64 de los 157 elementos combustibles que configuran el núcleo del reactor, hay que destacar también la realización de trabajos orientados a la operación segura y a largo plazo de la instalación. Una vez finalicen todos los trabajos previstos, la planta iniciará un nuevo ciclo de operación de 18 meses.

Para esta 24 recarga de Ascó I están planificadas 11.012 órdenes de trabajo de las cuales, un 71,3% se corresponden a tareas de mantenimiento preventivo e inspecciones de la planta; un 5,4%, a trabajos correctivos; otro 9,7% a trabajos auxiliares diversos y el 13,6% restante, a modificaciones de diseño de la instalación. Para poder llevar a cabo todos los trabajos previstos, las empresas de servicios que trabajan en la parada aportan un millar de trabajadores de diferentes perfiles y especialidades profesionales, muchos de ellos, residentes en la misma provincia de Tarragona.

La realización de un volumen tan significativo de actividades requiere de una importante tarea de la planificación en la que se coordinan todas las unidades organizativas de la central que trabajan de forma conjunta para alcanzar un objetivo común: ejecutar las tareas planificadas de manera segura y eficiente.

Por otro lado, cabe destacar como trabajos significativos de esta parada la inspección de los generadores de vapor mediante corrientes inducidas, la sustitución de dos motores del generador diésel A, la revisión de las turbinas de baja presión y la inspección del fondo de la vasija del reactor con un equipo especializado además de la implementación de modificaciones de diseño incluidas en el proyecto de Refuerzo de la Seguridad.

La central trabaja en la mejora continua de la prevención y la formación

Además de una exhaustiva planificación, la prevención y la formación son dos pilares fundamentales para que la recarga se ejecute con las máximas garantías en materia de seguridad. En este sentido, el área de Prevención y Salud Laboral de la Asociación Nuclear Ascó-Vandellós II y, por supuesto todos los trabajadores, realizan un esfuerzo importante para alcanzar el objetivo de llevar a cabo todas las tareas planificadas con la máxima calidad también desde el punto de vista de la seguridad laboral.

El personal de empresas de servicios que se suma a los trabajadores de la instalación recibe una formación específica y ajustada a las actividades que después debe realizar en planta. En el caso de Ascó, esta formación se imparte en la Oficina de Recarga de la central que, gracias a un acuerdo con el Ayuntamiento local, se ubica en instalaciones municipales, en el polígono industrial.

Además, el personal que se incorpora para trabajar temporalmente en la central nuclear, recibe también una formación específica en factores humanos reproduciéndose escenarios de equipos y tareas reales para poderlas preparar mejor incrementando así el conocimiento de la planta, favoreciendo la prevención de riesgos laborales y contribuyendo a evitar el error humano en la ejecución de los trabajos.

380d25d8d08b30f6a93b74397bf8e996_L